La Procuración puso en funciones la Fiscalía Federal de Hurlingham

zabaleta y menendez

Fue una iniciativa del intendente Zabaleta y de sus colegas Alberto Descalzo de Ituzaingó y Gustavo Menéndez de Merlo. Interinamente quedó a cargo del fiscal Santiago Marquevich

La Procuración General de la Nación puso en funciones la Fiscalía Federal de primera instancia que funcionará en Hurlingham y atenderá causas vinculadas al narcotráfico, la trata de personas y los secuestros extorsivos con competencia en los distritos de Merlo e Ituzaingó, además de Hurlingham, obviamente.

El nuevo órgano judicial había sido creado por ley a fines de 2015, que contempla además la puesta en funciones del Juzgado y Defensoría. Mientras no se ponga en funcionamiento el juzgado federal, la jefa de los Fiscales, la procuradora Alejandra Gils Carbó resolvió habilitar esta fiscalía para actuar frente a los jueces federales de Morón, que son los que tienen competencia en los tres municipios citados.

marquevich

Gils Carbó designó a cargo de la dependencia de manera interina al fiscal federal a cargo de la Unidad Especializada en Secuestros Extorsivos, Santiago Marquevich, quien también continuará con su actual cargo. Cabe señalar que la creación de esta Fiscalía responde a un pedido realizado a mediados de 2016 por los intendentes Juan Zabaleta, de Hurlingham; Alberto Descalzo, de Ituzaingó; y Gustavo Menéndez, de Merlo, justamente los tres municipios en donde tendrá injerencia el flamante organismo.

La decisión busca una mayor cercanía de la administración de justicia federal a la ciudadanía para paliar la alta tasa de delitos complejos que se registran en la zona, especialmente narcotráfico, trata de personas y secuestros extorsivos.

El intendente de Hurlingham, Juan Zabaleta, celebró la decisión de la Procuración y destacó la importancia de la regionalización a partir «de la lucha que venimos dando los intendentes para combatir el narcotráfico» y resaltó lo que significa para Hurlingham y para la zona una «justicia descentralizada y cercana a los vecinos».

Por su parte el intendente de Ituzaingó, Alberto Descalzo indicó: «La seguridad es una de las principales demandas de los vecinos, no solo de Ituzaingó sino de la zona, por eso decidimos unirnos con los intendentes de los distritos vecinos para juntos iniciar el pedido de tener a la Justicia más cerca, para que haya una mayor respuesta a los hechos delictivos que ocurren en la zona».

En tanto el intendente de Merlo, Gustavo Menéndez, no tardó en darle trabajo a la nueva fiscalía federal y entregó denuncias obtenidas a través de los buzones descentralizados de su distrito ubicados en clubes, escuelas y dependencias municipales.

Menéndez estuvo acompañado por el intendente de Hurlingham, Juan Zabaleta, que valoró el compromiso que tienen la mayoría de los intendentes en «pelear contra aquellos que nos arruinan los pibes en los barrios».

El alcalde de Merlo se refirió a la desventaja que tienen los habitantes del conurbano frente al crimen organizado ya que «se ha blindado la Capital Federal con 28 mil efectivos policiales y nosotros en Merlo tenemos escasos 700 para casi 700 mil habitantes».

 

Share Button

Artículos relacionados...