En Cambiemos hay quienes piensan en cambiar de candidato, no solo a presidente también a intendente

Por Rody Rodríguez.

Desde hace tiempo se discute en Cambiemos si es conveniente o no que Mauricio Macri busque su reelección como presidente. Sus índices de popularidad bajan periódicamente al mismo ritmo que aumentan la inflación o el riesgo país. Preocupados por las 8 derrotas consecutivas que Cambiemos ya tuvo en este año electoral, cada vez son más lo que proponen el famoso Plan V, de llevar a María Eugenia Vidal como candidata presidencial o que sea Horacio Rodríguez Larreta, o hasta aceptar ir a una PASO confrontando con los radicales, que podrían llevar como candidato a Martín Lousteau. El tema es que Macri no sea la única y última opción como candidato a presidente, porque los números en los estudios de opinión y sobre todo de la economía, preocupan y mucho.

Esos «aires de cambios» dentro de Cambiemos, también soplan hacia el oeste. En Hurlingham la disconformidad con la candidatura de Lucas Santiago Delfino va sumando más seguidores que su cuenta de twitter, pero en este caso son reales.

Es que los números de todas las encuestas favorecen al intendente Juan Zabaleta, y Delfino es el más macrista entre los macristas del conurbano y por más que él se presente como un «joven dirigente cercano a la gobernadora María Eugenia Vidal», desde el gobierno provincial, sus principales funcionarios no se esfuerzan por manifestarse demasiado afectuosos con Delfino y hace rato que ya no cuentan a Hurlingham entre los municipios «ganables».

Además de las durísimas críticas de su compañera de bancada, Marianela López, las voces opinando en forma contraria a la candidatura de Delfino se multiplican a diario. Son las mismas voces que no creen que promocionando su libro acreciente sus chances electorales. La transcripción de una serie de reportajes a intendentes no lo da a Delfino dotes de escritor, así como insistir con la teoría de “la importancia del primer metro cuadrado” de cada elector no lo convierte en estadista conurbanero.

 

LA RUBIA DEBILIDAD DE CAMBIEMOS

En los últimos días hubo una buena noticia para Delfino. La Cámara de Diputados de la Nación aprobó el proyecto para que las empresas privadas puedan financiar las campañas electorales.

Esto puede llegar a permitir no tener que recurrir a «aportes truchos» como los obtenidos por Cambiemos, pero ocurre que no pocos aportantes del macrismo local en campañas anteriores, prefieren colaborar económicamente para otro candidato y coinciden en señalar a Andrea Giorgini, actual concejal y titular de la agencia Hurlingham del ANSES.

Más allá de la voluntad o no que tenga Giorgini para disputar ese cargo y sin haber hecho movimientos visibles que apunten a ese objetivo, la idea de postularla ronda en la cabeza también de no pocos radicales y de varios «militantes» que vienen formando parte del «equipo» de Lucas Delfino.

Destacan en ella su buena labor al frente del ANSES, su formación, y un supuesto mayor compromiso con lo local, con mejor vinculación con los vecinos que el demostrado por Delfino. Su condición de mujer también aparece como un plus en las evaluaciones que hacen los que quieren «un cambio en Cambiemos».

El 22 de junio vencerá la fecha para la presentación de listas de precandidatos para las PASO. Ese día se terminan las especulaciones y se conocerá finalmente si Lucas Delfino será el único candidato de Cambiemos, si será reemplazado por otro o, así como Macri aceptaría ir a una primaria contra otro candidato, el concejal y funcionario nacional, confronte en una interna como en 2017 hizo con Ramón Fernández.

 

Share Button

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *