Federico Salvai y Alex Cambell dieron el presente en la escuela de Delfino

En la Sociedad de Fomento Parque Johnston, arrancó la campaña de Cambiemos con dos funcionarios de la gobernadora Vidal acompañando a Lucas Delfino en una escuela que enseña con datos inciertos.

 

«Vamos a apoyar a todos» fue la orden de María Eugenia Vidal. Ese apoyo apunta a los intendentes de Cambiemos, a los dirigentes que no gobiernan municipios (los denominados sin tierra), a los que tienen más chances de ganar las elecciones de este año y a los que además de no tener tierra se están quedando sin votos.

Y con esa consigna de «apoyar a todos» el pasado 26 de marzo llegaron a Hurlingham el jefe de Gabinete de la provincia de Buenos Aires, Federico Salvai y el subsecretario de Asuntos Municipales de la provincia, Alex Campbell.

Para muchos observadores políticos la presencia de Salvai y Cambell no fue casual, es un cambio de estrategia del gobierno de Vidal ante los sin tierra, porque en los últimos tiempos habían privilegiado prestarle más atención a los intendentes de Cambiemos y no perder tiempo y esfuerzo en los candidatos con menos chances.

Hasta no hace mucho en Cambiemos promocionaban a media docena de candidatos en municipios que ellos consideraban «ganables». Hoy los números de todas las encuestas destruyen esos pronósticos.

El cálculo que hacen en la gobernación es que en medio de esta crisis es poco probable ganar nuevas intendencias. No obstante la estrategia ahora es sumar todos los votos posibles, y apostar a una división del peronismo que fortalezca las chances de Cambiemos en la provincia.

El cambio de actitud es un alivio para dirigentes como Lucas Delfino que en la apertura del nuevo ciclo lectivo de su escuela de Formación Política estuvo acompañado por dos de los funcionarios más cercanos a Vidal.

En la Sociedad de Fomento Parque Johnston, Federico Salvai dijo: «Hurlingham tiene una posibilidad enorme. Tienen un excelente candidato como Lucas, que cuenta con el apoyo de Mauricio y María Eugenia».

 

CONTENIDOS POCO SERIOS

El paso del tiempo demuestra que los contenidos de la escuela de Formación Política son un tanto inverosímiles. La escuela de Lucas Delfino comenzó a funcionar en agosto de 2016, para la «clase» inaugural asistieron -como este año- Federico Salvai y Alex Cambell. En esa ocasión Delfino expuso un discurso optimista diciendo entre otras cosas «logramos enderezar al país y hoy ya se comienza a ver cómo baja la inflación» en el mismo tono, Salvai había dicho que el gobierno «estaba seguro de lo que hacía para no volver a la corrupción y a la pobreza, a todos los indicadores que nos trajeron hasta acá».

Los datos son contundentes. Los indicadores de la gestión macrista son los peores de los últimos 20 años y lo dicho en esa clase es todo lo contrario de lo que ocurre en la realidad.

.

 

Share Button

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *