Reclamos en el aniversario del banco Credicoop: “Actuar para construir alternativas que reorienten las políticas que nos agreden”

trabajo-despidos-macri.jpg_1718483347-1200x762_c

Con motivo de la celebración de los 38 años del Banco Credicoop, el presidente de la Comisión de Asociados de la filial Hurlingham, Alberto Barba, sintetizó en su discurso un análisis de la situación económica del país. El siguiente es un fragmento de su alocución.  

Por ALBERTO BARBA | Presidente de la Comisión de Asociados del Banco Credicoop -Filial Hurlingham-

Es necesario que repasemos brevemente algunos datos de la actualidad que nos permitan orientar nuestras acciones en función de los desafíos que nos plantea la realidad en que vivimos.

Registramos hoy señales de alerta que queremos compartir con nuestros asociados y entidades sociales afines y a partir de allí, actuar positivamente en la búsqueda de soluciones.

Vienen deteriorándose los principales indicadores que hacen al nivel de la actividad industrial, comercial, de servicios y en la mayoría de las economías regionales, y no es sólo un dato estadístico, sino que lo vemos reflejado en la situación de un número importante de empresas y personas que operan con el Banco.

Este escenario se configura a partir de medidas de política económica entre las que se destacan:

 

»Brusca liberación del tipo de cambio, que produjo una importante devaluación, que disparó la inflación, contrariamente a lo que afirmaron las autoridades al momento de aplicar la medida.

»Eliminación o disminución de las retenciones a la producción de trigo, maíz y soja y otros, con el consiguiente impacto en los precios internos de los alimentos.

»Quita de retenciones a las exportaciones mineras, y de impuestos a la riqueza (bienes personales, autos de alta gama, por citar algunos), sin una modificación del esquema tributario que restablezca el equilibrio financiero estatal, con el consecuente aumento del déficit fiscal.

»Un proceso creciente de transferencia de ingresos desde los sectores de menores recursos hacia aquellos que detentan el poder económico concentrado, favorecido por las medidas que acabamos de mencionar, en simultáneo con la supresión de la intervención del Estado en la Regulación de precios, librándolos a las decisiones del “mercado”.

»Elevación de las tasas de interés fijadas por el Banco Central para la colocación de letras y notas de corto plazo, que incentivan las colocaciones financieras y desalientan la inversión productiva.

»Eliminación de los controles para el ingreso y egreso de divisas al país, facilitando la operatoria de capitales especulativos a través de la “bicicleta financiera”.

»Abandono del rol asignado al Banco Central por su Carta Orgánica, reformada por la Ley 26.739, en marzo de 2012, en cuanto a su obligación de “promover la estabilidad monetaria, la estabilidad financiera, el empleo y el desarrollo económico con equidad social” aplicando, en cambio, políticas monetarias de metas de inflación.

»Fuerte endeudamiento externo, que se destinó en primer lugar a pagar en su totalidad los reclamos de los fondos buitre y luego principalmente a financiar gastos corrientes, operatoria que continúa hoy.

»Depresión del consumo interno, por la pérdida de poder adquisitivo de los asalariados y resto de la población de ingresos fijos.

»Aumento de tarifas de los servicios públicos, especialmente agua, gas y electricidad que, además de la afectación a los presupuestos familiares, castigan especialmente a pequeñas y medianas empresas, a muchas de las cuales están condenando al cierre y despido de trabajadores.

»Apertura indiscriminada de las importaciones, en momentos en que la economía mundial reduce la demanda y grandes potencias plantean elevar sus barreras proteccionistas.

 

Este conjunto de medidas, entre otras, van conformando un escenario recesivo que, de no revertir su orientación, ahondará los daños que ya se advierten en la producción industrial, en el empeoramiento de la situación de las economías regionales, en la ruptura de la cadena comercial y la brusca caída del consumo interno.

Los problemas señalados no son producto de una catástrofe de la naturaleza, sino de decisiones políticas adoptadas desde los poderes del Estado y en consecuencia, son reversibles.

Tal como hicimos en crisis anteriores, sostenemos que estos serios desafíos son superables en la medida en que la mayoría de la población afectada tome conciencia de la necesidad de promover otras políticas públicas, muchas de las cuales están contenidas en la Propuesta Cooperativa que el Instituto Movilizador de Fondos Cooperativos- nuestra entidad de segundo grado- elaboró entre los años 2002 y 2008 y que han sido nuestra guía desde entonces.

Confiamos en que la unidad de acción del amplio arco de organizaciones de la economía social, de la pequeña y mediana empresa, de los cuentapropistas y profesionales, puede actuar en los marcos institucionales correspondientes, para construir alternativas que reorienten las políticas que nos agreden.

En defensa de los cientos de miles de asociados que constituyen nuestra base social, trabajaremos intensamente en busca de esa unidad necesaria.

La convicción de que, como en otras crisis que hemos vivido, estos desafíos serán superados con la participación protagónica de la sociedad, nos compromete y a la vez nos da fuerza para festejar estos 38 años y seguir aportando a la construcción de un país y un mundo equitativo y solidario.

Javier Bernárdez Arias gte bco credicoop

38 AÑOS DEL CREDICOOP

Con la presencia del intendente Juan Zabaleta y del rector de la UNAHUR, Jaime Perczyk, el pasado 28 de junio el Banco Credicoop conmemoró en su sede de Hurlingham, en Jauretche y Güemes, los 38 años de esa entidad cooperativa. Además del discurso de Alberto Barba, presidente de la Comisión de Asociados, las palabras alusivas al aniversario estuvieron a cargo del gerente de la sucursal local, Javier Bernardez Arias (foto).

También estuvieron presentes los responsables del área de industria y comercio del municipio, Rodrigo Alvarez, Maximiliano Ranelli y Walter Ruiz Díaz. El presidente de la Unión Industrial de Hurlingham, Diego Rovegno, empresarios locales y representantes de otras organizaciones intermedias.

 

Share Button

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *